Muebles de oficina de segunda mano y los peligros de la carcoma

animales típicos plagas

Si estás pensando en amueblar tu oficina o despacho con mobiliario de segunda mano, debes comprobar que estén libres de animales típicos de plagas, especialmente carcoma. Por eso, debes tener la precaución de examinarlos detenidamente y comprobar que no existen indicios de que el mueble esté afectado.

Actualmente, existen en el mercado numerosas empresas que ofrecen todo tipo de mobiliario de oficina de segunda mano, como mesas de despacho, cajoneras, archivadores e, incluso, despachos completos. Es una opción muy demandada en las decoraciones vintage e industrial y pueden ser artículos muy decorativos. Pero solo debes comprarlos si están en buen estado y desinfectados.

¿Cómo detectar que un mueble tiene carcoma?

Existen algunas evidencias de que un mueble está infectado de carcoma que puedes encontrar a simple vista.

Los agujeros de la madera

Son perfectamente visibles y delatan la presencia del xilófago. Los agujeros son de diferentes tamaños y pueden estar por todo el mueble o solo en una parte de él. Estos agujeritos son la entrada y salida de los túneles que taladra la carcoma en su recorrido por la madera mientras se alimenta de ella. Por eso, si introduces un alambre comprobarás que son profundos y comunican entre ellos.

Cuando los agujeros en la madera son visibles, la madera puede llevar varios meses infectada, aunque también puede estar libre de parásitos y tratarse de orificios antiguos.

El polvillo de madera

Es otra evidencia de que existe infestación. El polvillo que se origina al hacer los túneles se acumula en forma de polvo fino, que puede llegar a formar un pequeño montoncito. La carcoma se alimenta de la parte más joven de la madera, llamada albura, y desprecia la parte más antigua que es la que termina formando el polvillo característico.

El color de este polvo es lo que te indicará si se trata de una infestación actual o antigua. Cuando la carcoma todavía está en el mueble, el polvo de madera presenta un color blanquecino.

Cómo tratar la carcoma

Es posible que, a pesar de las evidencias de que el mueble está infectado por la carcoma, te interese adquirirlo para tu oficina o despacho. Por razones decorativas o de precio, en muchas ocasiones los muebles de segunda mano son muy atractivos, por eso te vamos a recomendar qué hacer si este es tu caso.

Utiliza productos específicos

En el caso de elementos pequeños, como bandejas, banquetas o sillas puedes tratarlos con productos específicos para la carcoma. La curación pasa por dos fases:

– Inyectar en cada uno de los orificios una pequeña cantidad de producto con una jeringa.

– Envolver toda la pieza con plástico durante uno o dos meses para que el veneno haga su efecto.

Acude a un profesional

Cuando se trata de muebles grandes, como escritorios, cajoneras o armarios de oficina lo mejor es que acudas a una empresa especializada en el control de plagas. Ellos te recomendarán el tratamiento más adecuado para eliminar la carcoma definitivamente y sin perjuicio para la madera.

Si te decides por muebles de segunda mano para tu oficina debes asegurarte del estado que presentan y comprobar la presencia de xilófagos antes de adquirirlos.

You may also like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *